Close
Basílica de Santa María Novella
3.8/5
Tripaim

Basílica de Santa María Novella, un tesoro florentino.

Muchas ciudades italianas son famosas por sus increíbles edificios históricos, legendarias construcciones y magnificas catedrales. En Florencia, el arte forma parte de la arquitectura, y en pocos lugares eso se ve tan claramente como en la Basílica de Santa María Novella, un verdadero emblema florentino.

Índice de contenido

Visitar Santa Maria Novella

¿Cuáles son los orígenes de la Basílica?

En sus inicios y hasta mediados de la época medieval, Florencia era una ciudad muy pequeña. Sin duda, no tenía el tamaño o la importancia cultural de Roma, Milán o Nápoles, pero eso no impedía que cada vez más personas se asentarán en el lugar, y empezaran a convertirla en la metrópoli más poblada de la Toscana.

 

Ese fue el caso de los frailes bolonios que, llegados a Florencia en el año 1221, empezaron la construcción de un pequeño templo, y sin saberlo, daban los primeros pasos para crear la Basílica Santa María Novellla.

 

Durante siglos, la capilla atravesó numerosas reformas, en las que fue ampliada, redecorada y se le añadió una fachada nueva. Poseedora de un reconocible estilo renacentista y gótico, la Basílica de Santa María fue terminada en el año 1920.

 

Actualmente, la basílica es, junto con la Catedral de Santa María del Fiore y la Iglesia Santa Croce, el templo religioso más importante, famoso y visitado de Florencia.

¿Cómo es la Basílica de Santa María Novella?

Esta basílica resalta por su fachada poco convencional, ya que posee un estilo bastante único y fácil de identificar, además de estar preciosamente decorada.


En cuanto a los espacios interiores, su diseño se vuelve más tradicional, y se puede apreciar lo alto de sus techos y lo ancho de sus cámaras. De igual manera, la Basílica de Santa María Novella está llena de obras de arte, algunas tan antiguas que formaron parte del decorado original.


Está compuesta por 2 altares, 6 capillas, un campanario, una sacristía, un refectorio, dos claustros y una gran variedad de bellísimos vitrales.


Construida de mármol y ladrillo, es fácil notar lo robusto de sus paredes y lo resistente de su estructura. Su interior resguarda esculturas, cuadros, pinturas y frescos de artistas como Mosaccio, Giotto y Bronzio.


Como hecho curioso, la Basílica de Santa María también es hogar de la farmacia en funcionamiento más antigua de Europa. Esta lleva el mismo nombre que el templo, y fue inaugurada en el año 1221.

Viaje a Florencia

¿Cómo y cuándo visitar la Basílica de Santa María Novella?

La basílica está abierta todos los días, y la entrada es paga, comúnmente la entrada cuesta 7 euros. Para poder ingresar también hay que respetar algunas normas, como no tomar fotos con flash para no dañar los frescos y evitar tocar las esculturas o demás adornos.

 

Al igual que muchos otros lugares de Florencia, la afluencia de visitantes a la Basílica de Santa María es elevada, sobre todo durante los meses de verano. Si no quieres hacer filas, recomendamos ir temprano en la mañana o en las horas finales de la tarde.

 

Ten en cuenta que los horarios de visita pueden variar de acuerdo al mes o la temporada, siendo los meses de abril a septiembre cuando permanece abierta por más tiempo.

 

En cuanto al transporte, se puede llegar fácilmente en autobús, así que no lo dudes más, y planea tu visita a la Basílica de Santa María Novella.

Cómo llegar

Compártelo: 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *