Close
Termas de Caracalla, complejo termal de Roma
4.6/5
Tripaim

Termas de Caracalla, una joya de la antigüedad.

Los baños termales eran uno de los servicios más representativos del Imperio Romano, y cada uno de los edificios que albergaban estas aguas estaba detalladamente construido y decorado. Uno de los mejores ejemplos son las Termas de Caracalla, cuyas ruinas hoy en día son toda una atracción turística.

Índice de contenido

¿De dónde provienen las Termas de Caracalla?

Las Termas de Caracalla están ubicadas cerca de Roma, la capital de Italia, estas son un conjunto de ruinas arqueológicas, que pertenecieron a un antiguo complejo de aguas termales.

 

Para los antiguos romanos, los pasatiempos eran algo muy importante, y pocas cosas eran tan populares y frecuentadas como los baños termales. Los de Caracalla fueron construidos durante el gobierno del emperador Marco Aurelio, y eran unos de los más lujosos de todo el Imperio.

 

Con el pasar del tiempo, y debido a la caída del poderío romano, las Termas de Caracalla entraron en desuso, aunque casi toda su estructura se mantuvo intacta durante muchísimos años.

 

Sin embargo, este complejo de aguas termales no pudo permanecer completamente ileso, ya que las guerras, el descuido a sus instalaciones y los cambios ocurridos en Roma, convirtieron a las Termas de Caracalla en ruinas arqueológicas. A pesar de ello, aún son una gran atracción turística, y cada año son visitadas por miles de personas.

Conocer las Termas de Caracalla

¿Cómo son las Termas de Caracalla actualmente?

Mientras estuvieron en uso, las Termas de Caracalla fueron todo un espacio dedicado al ocio, el entretenimiento y la relajación. En ellas no solo había amplios baños, en donde los visitantes podían pasar largas horas disfrutando de las aguas, sino que también existían otras salas dedicadas a diferentes pasatiempos, como la lectura, la meditación y los ejercicios.

 

Es importante mencionar que estas termas también eran un templo, en donde se rendía culto a Mitra, el dios persa del sol.

 

Por sus características, las Termas de Caracalla funcionaban como un centro social, en donde los habitantes de la Roma antigua podían ir junto con sus amigos, familiares o socios de negocios.

 

Actualmente, aún puede verse su planta principal, sus pasillos, paredes, arcos de entrada y algunas de sus torres. Además, el interior de las ruinas puede ser visitado, por lo que los turistas podrán entrar a echar un vistazo al glorioso pasado de Roma.

 

Igualmente, si quieres ver algunos mosaicos que datan de los años de poderío del Imperio Romano, en las Termas de Caracalla se conservan varias baldosas y azulejos que adornaban originalmente el lugar.

Viaje a Roma

¿Vas de visita a las aguas termales?

Las Termas de Caracalla están abiertas al público durante todos los días de la semana, y se pueden realizar paseos libres o guiados. Del mismo modo, para poder tener acceso a estas aguas termales, hay que comprar una entrada.

 

Si tienes planeado ir a Roma, y no quieres dejar pasar la oportunidad de ir a conocer las ruinas de las Termas de Caracalla, apuntalas en tu itinerario. Recuerda que esta puede ser una caminata larga, así que lleva ropa cómoda, zapatos adecuados y suficiente hidratación.

 

Finalmente, las Temas de Caracalla es el lugar ideal para terminar un paseo por Roma, ya que se encuentra cerca de otros puntos de interés, como el Monte Palatino y Circo Máximo.

Cómo llegar

Compártelo: 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Un comentario en “Termas de Caracalla, complejo termal de Roma

Andrea G.
1 de noviembre de 2020 a las 22:25

Qué recuerdos !!! El día que visitamos las ruinas de la Termas de Caracalla hacía mucho calor y además fuimos a la peor hora pero no disponiamos de más tiempo, al día siguiente nos regresábamos a Murcia. Pero a pesar de todo, es una visita recomendable.

Responder

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *